Seleccionar página

La fundición es un proceso para producir piezas de metal cuando se verte sobre un molde. Dependiendo del tipo de fabricación y la cantidad de piezas que queremos sacar, se opta por un tipo de molde u otro. En el caso de nuestra matricería, estamos especializados en la fabricación de moldes para fundición. Con nuestros moldes hechos de aleaciones de hierro, se pueden producir piezas de aluminio y zamak en serie y en grandes cantidades. La fundición en si, es simple. Se vacía en el molde especializado, el metal fundido dejándose enfriar. Para lograr extraer la pieza metálica que queremos, lógicamente hay muchos más factores y variables que debemos tener en cuenta.

La fundición, un antiguo arte

La fundición es una técnica que lleva aplicándose desde hace muchos siglos. Las primeras fundiciones sucedieron en china en siglo 1 a.C. Ya en America, antes de la conolización, consiguieron la fundición del cobre y la plata en el siglo X. No llegaron a Europa hasta el siglo XIII con los primeros altos hornos.

Otros métodos de fundición utilizados en la actualidad

La metodología de fundición se ha ido sofisticando conforme ha ido avanzando el desarrollo tecnológico, siendo sustituido por:

  • Fundido a presión. Es un método para fabricar piezas de metal no ferroso. Se inyecta a presión en un molde de acero.
  • Forja. Proceso de deformación donde se comprime el metal entre dos dados usando presión para formar la parte.
  • Extrusión. Primero hay una compresión donde el metal es forzado a fluir a través de la abertura de un dado para dar forma en otra sección.
  • El mecanizado y el laminado. Donde se produce un proceso de deformación en el cual el espesor del material se reduce con fuerzas de compresión ejercidas por rodillos opuestos

¿Como es la fundición?

Antes de proceder se necesita un molde. La cavidad que hay en la matriz debe estar fabricada perfectamente diseñada en forma y tamaño para permitir una solidificación adecuada. Cada metal sufre un porcentaje de contracción, por lo que cada molde debe estar preparado y adecuar procesos de fundición a cada matriz.
Se calienta el metal a la temperatura adecuada para cada matriz. Se vierte el metal en estado líquido dentro del molde. En un molde abierto, el metal líquido se deposita dentro del molde. Cuando el material fundido empieza a enfriarse hasta la temperatura suficiente, empieza la solidificación que involucra un cambio de fase del metal. El metal adquiere la forma de la cavidad del molde. Luego se procede al desbaste del metal excedente de la fundición, la limpieza de las superficies y tratamiento térmico.

¿Qué te ha parecido?
Puntuación: 5 - Votos: 1